Jorge Sanoja, de 69 años, y Rosalía Mota de 79, provenientes de los sectores La Cruz y Costo Arriba, respectivamente, vieron la luz al final del túnel gracias a la intervención milagrosa del 1×10 del Buen Gobierno
Adultos mayores reciben apoyo

En Maturín ascienden a 18 mil 909 las atenciones de casos reportados a través del 1×10 del Buen Gobierno en lo que va de 2024.

Entre tantos favorecidos, cuentan los casos de Jorge Sanoja, de 69 años, y Rosalía Mota de 79, provenientes de los sectores La Cruz y Costo Arriba, respectivamente, quienes vieron la luz al final del túnel gracias a la intervención milagrosa de este Sistema.

El paso de los años no han sido en vano para Mota y Sanoja, quienes a su edad experimentan problemas degenerativos a nivel visual, y este martes 11 de junio coincidieron en un centro oftalmológico para realizarse estudios especializados de alto valor económico.

En ese sentido ambos manifestaron que su visión ha desmejorado mucho, por cuanto pareciera que una nube opacó su visión, disminuyendo en gran medida su capacidad de ver.

Ambos han dejado claro que en cada uno de ellos hay una un deseo incesante de querer seguir viviendo, pero dignamente, y sobre todo, vivir, teniendo la bendición de ver todo y a todos, especialmente a su familia.

Por eso, cuando comenzaron a agudizarse sus problemas oculares no dudaron en confiar en lo que habían venido escuchado por bocas de vecinos, acerca de veracidad y efectividad del Sistema del 1×10 del Buen Gobierno.

Entérate aquí: Descubre los avances 1×10 del Buen Gobierno en Maturín

Allí comenzó todo un proceso que derivó en la autorización para la realización de un eco ocular que ahora les permitirá diagnosticar con certeza qué problemas tienen y las acciones a emprender de ahora en adelante.

Ellos mantienen la esperanza viva de que sus días están seguros con el apoyo del presidente Maduro, en función de las políticas implementadas para atender al pueblo de la tercera edad, y por ello se sienten profundamente agradecidos.

“El hijo mío fue el que se metió y me ayudó a hacer toda la gestión. Al presidente yo le diría que siguiera haciendo este trabajo de seguir ayudando a la gente con estos exámenes que, en sí, son demás de caros” dijo Sanoja.

Por su parte , Rosalía Mota, envió un mensaje directo al presidente Maduro en el que expresa su agradecimiento por la ayuda otorgada.

“Señor presidente Nicolás Maduro, mi agrado y mi saludo para usted. Estoy muy agradecida con esto que está haciendo conmigo. ¡Miles y miles de gracias! Porque sé que voy a poder ver normal”.

Y es así como llega a estos adultos mayores la manifestación máxima del amor convertido en acción, por parte del presidente Nicolás Maduro, que va más allá de un estudio médico; es la muestra de un verdadero interés por su bienestar, el bienestar de una generación ha resistido los embates del bloqueo económico, y que se mantiene en pie con la esperanza de ver días buenos en la tierra que los vió nacer.

Carla Carvajal Prensa Alcaldía de Maturín