El Insmet ha pronosticado que con un 85 % de probabilidades, uno de esos huracanes podría afectar a Cuba.
Tormenta Ian podría alcanzar categoría tres en Cuba.

Tormenta Ian podría alcanzar categoría tres en Cuba. Cuba se prepara para el impacto en su extremo occidental del huracán Ian, que las autoridades prevén que deje intensas lluvias, fuertes vientos e inundaciones en áreas costeras.

Según el Instituto Meteorológico (Insmet) de Cuba, el huracán -el cuarto de la temporada ciclónica- podría llegar a alcanzar al menos la categoría 3 en la escala Saffir-Simpson para cuando llegue al país.

Ian se ha fortalecido de forma notable en las últimas horas gracias a unas condiciones propicias, según los expertos, que destacan las elevadas temperaturas en el Mar Caribe.

El huracán presenta ya vientos máximos sostenidos de 120 kilómetros por hora (km/h) y rachas superiores.

Según el Insmet, Ian provocará ya este lunes por la tarde vientos de entre 65 y 80 kilómetros km/h en el oeste de Cuba, vientos que se irán incrementando gradualmente y se extenderán a gran parte de la mitad occidental durante la noche.

En las provincias más occidentales de Cuba, como Pinar del Río y Artemisa, el Insmet prevé vientos huracanados esta noche, de más de 120 km/h.

Se prevé que el ojo del huracán alcance el país en la noche de este lunes, con especial afección en Isla de la Juventud y Pinar del Río.

No obstante, desde el final de esta mañana se incrementará la nubosidad en todo el occidente del país, con lluvias que se estiman fuertes en el suroeste y generalizadas en el centro desde la tarde noche.

El mar también se verá afectado por este fenómeno, con marejadas fuertes desde esta noche en la costa sur occidental y la previsible inundación de áreas costeras en la madrugada del martes.

Cuba

Las autoridades han pedido a la ciudadanía que estén alertas y sigan las recomendaciones. Centros educativos y laborales han tomado medidas. Algunas líneas de transporte terrestre y marítimo ya han sido suspendidas.

El Estado Mayor de la Defensa Civil decretó este domingo la fase «informativa» para todo el occidente y parte del centro de Cuba, la primera de cuatro etapas que establece este centro encargado de preparar el enfrentamiento a situaciones de emergencia y eventos meteorológicos.

La actual temporada de ciclones en el Atlántico (del 1 de junio al 30 de noviembre) ha sido calificada como «muy activa» con una previsión de hasta 17 ciclones, nueve ellos con la posibilidad de alcanzar la categoría de huracán.

La última ocasión en que un huracán de grandes dimensiones afectó a Cuba fue en 2017, cuando Irma recorrió la costa norte de la isla de oriente a occidente dejando 10 muertos y pérdidas materiales valoradas oficialmente en 13.185 millones de dólares.

Lea también:

Lista gandola para cruzar hacia Colombia