Suben a 44 los muertos por atentado en una mezquita en Pakistán. El atentado suicida contra la Policía en una mezquita en un recinto policial en el noroeste de Pakistán causó este lunes al menos 44 muertos y 157 heridos; en su mayoría miembros de las fuerzas de seguridad, en uno de los peores ataques contra este cuerpo en la historia del país asiático.

«Un total de 44 personas, en su mayoría policías, murieron, y 157 resultaron heridas. Estamos compilando la lista de fallecidos y podremos confirmar el número final de policías en cuanto la completemos«; afirmó a EFE Asim Khan, un portavoz del hospital Lady Reading de la ciudad de Peshawar, donde ocurrió el atentado.

El centro médico se ha visto obligado a hacer un llamamiento a donar sangre para tratar a las decenas de víctimas del ataque.

El atentado ocurrió hacia el mediodía en una mezquita en Police Lines, un centro residencial y de entrenamiento para policías, lo que explica el alto número de víctimas dentro de este cuerpo.

«A la gente de fuera no se le permite entrar en el centro», remarcó Mehsud.

300 FIELES A LA HORA DEL REZO

Los equipos de rescate siguen localizando a personas heridas de debajo de los escombros causados por la fuerte explosión, que tuvo lugar cuando la mezquita se encontraba especialmente concurrida durante uno de los rezos.

«Había más de trescientos fieles en la mezquita, y (el atentado suicida) tuvo lugar durante el rezo», aseguró a los medios el oficial de Policía Muhammad Ijaz Khan.

Lea también:

Papa viaja a RDC y Sudán del Sur para impulsar la paz y dar dignidad